Saltar al contenido
Vídeos de documentales gratis

El imperio de los GRIZZLY – Osos ?

grizzly

En la costa salvaje de Alaska hay un reino de osos pardos. El hogar de unos osos que están entre los más grandes del mundo: reyes grizzlies, reinas grizzlies y un osezno grizzly llamado Tor. Éste es el escenario de una matanza tan poco habitual que seguramente nunca se ha mostrado por televisión, Tor está atrapado en medio de esta sangrienta masacre. Eso determinará su futuro y sus posibilidades de sobrevivir en el imperio de los grizzlies.

En este reino mandan los machos adultos Batallan por la posición máxima en la jerarquía armados de dientes, garras y una fuerza descomunal

Los combates son tan peligrosos que casi siempre uno de los dos se retira Pero a veces, la pelea se resuelve con sangre Al principio del verano, los machos están permanentemente enfrentados por una razón: las hembras Todo tiene que ver con el linaje Una hembra puede llegar a aparearse con cuatro machos, o más, en la misma temporada

Las crías de una camada incluso pueden ser de distintos padres Los machos más fuertes pelean por el derecho a aparearse Este matón, llamado Andrei, ocupa una posición muy alta en el orden jerárquico Y puede ser bastante violento Las madres procuran mantenerse alejadas de su apabullante testosterona

Una de ellas es Ursa Es la madre del pequeño osezno Tor y de sus hermanos, un macho y una hembra

Para estos pequeños, los machos como Andrei son una grave amenaza, ya que a veces matan a las crías para que la madre vuelva a entrar en celo o incluso para comérselas Andrei ha terminado lo que tenía que hacer

Y se pone en movimiento Ursa siente el peligro Los pequeños notan su alarma A un oso como Andrei, una cría como Tor que pesa diez kilos le proporcionaría calorías para aguantar un día entero Ursa no puede dejar que se acerque demasiado

Ahora mismo se encuentra a unos cincuenta metros de distancia Los osos como Andrei pueden correr a una velocidad de cincuenta kilómetros por hora Salvaría la distancia que los separa en menos de cuatro segundos Y se está acercando Los cachorros no pueden dejar atrás a Andrei

Pero Ursa tiene un plan Conoce un promontorio que se eleva sobre la playa Un sendero lleva hasta su cima donde hay un refugio Desde aquí, Ursa puede vigilar a los machos que pasan por abajo Esta vez, Andrei se marcha De momento, Ursa ha conseguido poner a salvo a su familia Pero éste es un mundo peligroso

Apenas la mitad de todas las crías de oso pardo consiguen cumplir su primer año de edad Un día, Andrei traerá la muerte a la familia de Tor, y Ursa no podrá hacer nada para impedirlo El refugio de Ursa está en pleno centro del imperio Una amplia cueva en la costa meridional de la península de Alaska, en la llamada Bahía de Hallo Un paraíso virgen alejado de cualquier núcleo de población humana

Ursa llegó hasta aquí llevada por la desesperación No hace mucho, la familia estaba en su madriguera de nieve, en las cumbres de la cordillera Aleutiana Ursa crió allí a sus oseznos durante cuatro meses Cuando al fin salieron en abril, ella llevaba casi seis meses sin comer nada Ha perdido casi un tercio de su peso corporal

Tiene que comer a toda costa Así que debe aventurarse a entrar en el imperio de los grizzlies Cada primavera, decenas de osos acuden a este lugar El motivo de tanta afluencia no es evidente a primera vista Los osos pardos son depredadores, y no hay presas a la vista

 

Osos pardos de costa salvaje de Alaska

Entre los pies de las montañas y la marisma, la bahía está cubierta de juncia, una planta muy parecida a la hierba Para Ursa, es un alimento básico Se pasará los próximos dos meses pastando como una vaca Parece increíble que uno de los mayores depredadores del planeta pueda sacar tanto provecho nutritivo de este vegetal Pero el contenido en proteínas de algunas juncias supera el veinticinco por ciento

Y Ursa necesita todo el alimento que pueda conseguir Su leche es cinco veces más nutritiva que la de vaca Y esa calidad proviene necesariamente de su dieta Aunque Tor y sus hermanos todavía dependen de la leche de su madre, siguen su ejemplo Imitándola, aprenden las destrezas necesarias para sobrevivir

Incluso a tan tierna edad, Tor y las demás crías ya revelan sus diferentes personalidades Su hermana es aventurera, y suele alejarse de mamá para irse a explorar Los machos alborotan juntos El hermano de Tor es muy juguetón y un enamorado de la vida Tor en cambio es más prudente y se mantiene cerca de mamá, mirando el mundo con reserva

Los tres se disponen a vivir el año más peligroso de sus vidas La suerte no está de su parte Los machos como Andrei son una amenaza Pero la terrible masacre que termina destruyendo la familia de Tor vendrá de un sitio completamente inesperado Transcurre el verano en el imperio de los grizzlies

La madre de Tor, Ursa, por ahora ha conseguido librar a sus tres oseznos de los peligrosos machos La juncia, por increíble que parezca, mantiene nutridos a estos enormes depredadores Pero las plantas que germinan a mediados de verano ya no son lo bastante nutritivas para mantenerlos alimentados Con tres oseznos que criar, Ursa necesita gran cantidad de alimento Tendría problemas

pero la bahía de Hallo tiene más que ofrecerle Si se está dispuesta a ensuciarse las patas, hay comida de sobra a lo largo de varios kilómetros de marisma Es otra de las razones que atraen a los osos hasta aquí

Las garras de Ursa pueden ser armas letales, pero también instrumentos precisos para quitar el caparazón a las almejas Tor y los demás tienen que aprender estas habilidades Pero su hermana, como de costumbre, se ha ido a la aventura Cada almeja sólo les aporta unas veinte calorías Pero da igual, es lo único que hay para comer

Las proteínas son fundamentales para los oseznos Tor y los demás acuden a mamar cada dos horas Si no ganan suficiente peso, no conseguirán superar el próximo invierno Una vez que se han atiborrado de almejas y leche, llega la hora de la siesta Pero, mientras duermen

Al despertar, están aislados Los oseznos están indefensos Necesitan a su madre para encontrar el camino de vuelta hasta la orilla

La osezna comprueba la profundidad Los pequeños no tienen fuerzas para nadar grandes distancias Se sabe de crías de oso pardo que han sido arrastradas por el agua y se han ahogado El nivel del agua sube sin parar Ursa empieza a ponerse nerviosa

La atrevida hermana de Tor decide intentarlo Pero los hermanos son demasiado tímidos para intentarlo Al final, comprenden que no pueden hacer otra cosa que arriesgarse Pero una corriente muy fuerte pasa por el centro Si no tienen fuerzas para resistirla, están perdidos

Tor y los demás oseznos luchan con la corriente desesperados por ponerse a salvo en la orilla Han tenido suerte de escapar

El tiempo sigue su curso Mamá se pasa el día comiendo y alimentando a sus crías Los pequeños maman y juegan Hasta ahora han conseguido superar las terribles dificultades que hacen que la mitad de las crías de oso pardo no superen el primer año de edad Pero un buen día, Tor hace algo impropio de él: se aleja de su mamá

Es posible que haya ganado confianza O curiosidad Ursa no parece haberse dado cuenta Tampoco su hermano ni su hermana Y así, sin querer, Tor termina perdido

Nota cómo Andrei y los demás machos se pasean por el imperio de los grizzlies, y sabe por instinto que corre peligro Ni rastro de mamá y los demás ¡Por fin! Si Tor había ganado confianza, ahora va a experimentar un grave retroceso Se pega todavía más a su madre No imagina el terrible acontecimiento que los aguarda, que cambiará su vida para siempre

Aunque es posible que la prudencia recuperada le salve la vida A pesar de las almejas y la juncia, Ursa apenas come lo justo Si no gana varios kilos, no podrá hacer frente al próximo invierno Para acumular las reservas que le permitan aguantar los meses de hibernación, necesita ganar medio kilo de peso o más al día, y casi todo de materia grasa Para ello deberá comer, aproximadamente, la cantidad de calorías que necesita un ser humano multiplicada por diez

Por suerte para ella, se dirige a un lugar donde abunda el alimento En el océano Pacífico, millones de salmones se concentran formando grandes bancos, preparándose para el viaje de vuelta a casa Recorren más de mil quinientos kilómetros para llegar a los ríos donde nacieron Los peces son capaces de rastrear el campo magnético terrestre, posiblemente usando como brújula las partículas de hierro magnético contenidas en sus cráneos Ya en las proximidades, detectan con el olfato el río concreto en el que nacieron

Después de haber pasado varios años en el mar, necesitan adaptarse al agua dulce antes de empezar a nadar río arriba Ursa aprovecha para dar algunas lecciones de pesca a Tor y los demás al lado mismo de casa Es la primera vez que los oseznos se encuentran con un alimento que intenta escaparse La migración del salmón es vital para los osos Gracias a la ingesta de estos peces, están entre los osos más grandes del mundo

El salmón es rico en calorías y aquí, en las aguas poco profundas, es muy fácil capturarlos Pero esto no son más que prácticas Un mero aperitivo El plato principal vendrá dentro de un par de meses, cuando los salmones enfilen hacia el interior Los osos irán detrás, y se darán el festín

Hay muchos peces más en el mar algunos bastante más grandes que el salmón Ballenas jorobadas Aunque no suelen estar en el menú de los osos, a veces una termina recalando en el imperio de los grizzlies

Los osos tienen un olfato increíble, bastantes veces mejor que el de un perro y cientos de veces mejor que el nuestro La pestilencia de la carne de ballena podrida los atrae desde varios kilómetros de distancia

Abandonan la pesca en pos del nuevo manjar La dieta de los osos que viven en la costa ya es de suyo bastante más rica que la de sus hermanos del interior Pero este banquete de grasa es un lujo inesperado La grasa de ballena aporta seis veces más calorías que el salmón Y esta jorobada contiene, literalmente, millones de calorías

Es perfecta para acumular los kilos que les permitirán aguantar la hibernación durante el invierno El festín de grasa reúne a estos osos que normalmente son antisociales Hay comida abundante para todos, y se juntan para compartir Aunque algunos toman su parte y se van Como borrachos de tanta grasa, varios se revuelcan en las sobras

Nadie sabe por qué; es posible que simplemente tengan debilidad por la sensación de la carne podrida de ballena El almuerzo bufé dura meses Pero al fin los osos lo dan por terminado Y dejan que urracas y cuervos se ceben con las sobras En la bahía de Hallo, Ursa no se atreve a sumarse al frenético banquete

Las calorías le vendrían muy bien Pero tantos machos reunidos resultan demasiado peligrosos El gran macho Andrei anda al acecho Y no va detrás de una ballena podrida, precisamente Se dispone a causar una gran tragedia en la familia de Tor

Aunque no será el autor de la atroz masacre que está a punto de cometerse Cuando Andrei irrumpe en la pradera, salta la alarma Las hembras saben que es una amenaza letal Ursa reúne a Tor y los demás y los conduce al refugio Cerca hay otra familia

La madre, Diana, agarra a sus tres cachorros y sigue los pasos de Ursa Andrei los persigue por la ladera hasta la misma cima Ambas madres y los seis oseznos plantan cara al agresor Las madres hacen frente común contra el perverso macho Andrei es más fuerte que cada una de ellas por separado

Pero si luchan unidas tal vez consigan estar a su altura En el fragor de la batalla, la hermana de Tor desaparece No se la vuelve a ver con vida Su hermano tropieza y cae, desde una altura de quince metros, a la playa Se ha roto la pata delantera Andrei, en inferioridad numérica, decide al fin retirarse Ursa se queda con los oseznos que quedan

Pero Diana persigue al macho en su descenso hasta la marisma al pie del acantilado ¿Se atreverá con Andrei ella sola? Diana obliga a Andrei a batirse en retirada El gran macho parece derrotado Diana se interpone entre él y el osezno herido El pequeño en teoría está a salvo

Diana echa a correr hacia él Tal vez crea que es una de sus crías Pero, de repente Sin que se sepa por qué, Diana ha matado al cachorro Podría ser lo que se llama “agresión por desplazamiento”: la osa estaría tan conmocionada y estresada por la batalla que ha sufrido un arrebato de furia, y al osezno le ha pillado en medio O quizá lo haya hecho porque su indefensión lo convertía en un riesgo: podía atraer a depredadores, como lobos, o incluso hacer que Andrei volviera En cualquier caso, seguramente es la primera vez que vemos las imágenes de una matanza semejante Es sabido que los machos cometen infanticidios, aunque no es habitual

Pero ver a una hembra matando a una cría de esta manera es sumamente excepcional Hay casos de osos furiosos que, en su arrebato, incluso arremeten contra objetos inanimados Este oso sedado encuentra la cámara que se colocó para grabar su despertar Tal vez fuera simplemente el hecho de correr lo que desencadenó esa respuesta en Diana Hizo que pareciera una presa

Por la razón que sea, Diana acaba de matar brutalmente a uno de los oseznos de Ursa Y las crías de la propia Diana siguen arriba del acantilado, con la madre de Tor Ahora Diana tiene que dar la cara ante una furiosa Ursa Ursa acaba de ver cómo Diana ha matado a una de sus crías No permitirá que se acerque a Tor, el único osezno que le queda

La pared del acantilado es tremendamente abrupta Al fin, Ursa se aparta y deja que los otros oseznos se reúnan con Diana

La osa lucha para sacar a su prole del acantilado Por fin consigue a duras penas ponerlos a salvo Ursa da la espalda a Diana, y emprende el triste descenso Al fondo del acantilado, se comporta como si estuviera buscando a las crías que le faltan Pero ya no están

En una sola mañana, sus vidas han cambiado para siempre Ya sólo quedan ella y Tor Ese cruel cincuenta por ciento de probabilidades de sobrevivir al que se enfrentan todos los oseznos pardos se ha cebado con ganas en la familia de Tor La pregunta es: ¿podrá Ursa mantener a salvo al último de sus oseznos? En algunos aspectos, las posibilidades de supervivencia de Tor han aumentado Ahora ya no tiene que compartir la leche de Ursa, así que crecerá más deprisa

Ha conseguido superar el peligroso verano y llegar al festín de peces que se agolpan en los ríos de la zona Para aprovecharlo al máximo, Ursa debe alejar a Tor de los prados del litoral y adentrarse con él en el imperio de los grizzlies Deben seguir al salmón en su viaje río arriba, hasta sus territorios de desove A medida que el río va estrechándose los salmones se concentran, y el agua parece una espesa sopa de pescado Eso atrae a montones de machos

Si quiere salmones, Ursa no tendrá más remedio que mezclarse con ellos Aunque eso signifique poner en peligro a Tor Se enfrenta a un desgarrador dilema: mantener a salvo a la última cría que le queda dejando pasar las capturas que tanto necesita, o conseguir alimento suficiente para aguantar todo el invierno poniendo a Tor en peligro Con su decisión, la suerte de su osezno estará echada Los machos no tienen esa clase de preocupaciones

Y sacan todo el partido a la mina de oro de los salmones Deben ganar peso para el invierno En un par de meses, un gran oso pardo macho puede llegar a engordar unos cien kilos Hay tal abundancia de salmones que los osos se centran en el cerebro, las huevas y la piel Es un proceso de selección: igual que los mineros buscan las mejores vetas de mineral, los osos eligen las partes más grasas del pez, que son las más calóricas

Quedan muchas sobras para las aves Normalmente los machos procuran evitarse Pero, como sucedió con la ballena, es tal la cantidad de alimento que se permiten bajar la guardia Aun así, surgen peleas por los mejores puestos de pesca Un recordatorio del peligro que se cierne sobre Tor

Ya sólo quedan unas semanas para que lleguen las nieves Ursa guiará a Tor hasta la cima de las montañas y allí se echarán a hibernar Ambos entrarán en un estado de animación suspendida Han de sobrevivir más de tres meses sin comer ni beber nada Si no ganan todo el peso que necesitan, no llegarán vivos a la primavera

Ursa tal vez sobreviva, pero Tor casi seguro morirá De nuevo llega el verano al imperio de los grizzlies Una vez más, los osos salen a darse un banquete a base de juncias y almejas Las familias han vuelto con sus crías Hembras que buscan aparearse con los más fuertes

Machos despiadados que siguen poniendo en peligro la seguridad de todos Y aquí está Ursa ¿Y el fornido jovencito que la acompaña? Es Tor, un año más mayor Ha conseguido sobrevivir al invierno Con la ayuda de su madre, ha logrado superar ese cincuenta por ciento de probabilidades de morir en su primer año de vida

y todos los desafíos que le ha planteado el imperio de los grizzlies Más que eso: ha cambiado Se ha vuelto audaz y confiado

Sale a buscar almejas al lado de su madre Pero ya no le supone ningún problema alejarse de ella, y tiene la fuerza suficiente para desenterrar él solo sus moluscos De repente aparece otra familia en la marisma Tor hace algunos amagos para tantearlos Quizá se haya venido un poco arriba

No parece haber captado el mensaje Mamá se ve obligada a intervenir Aunque Tor haya ganado independencia, Ursa sigue cuidando de él Ahora es su único hijo, que ya no tiene los compañeros de juegos que eran sus hermanos Sin embargo, jugar es fundamental para la supervivencia de un osezno

Así que Ursa se ofrece voluntaria Y se pone a alborotar con Tor en sustitución del hermano muerto Puede parecer una diversión, pero de esta forma Tor desarrolla su fuerza, y adquiere habilidades esenciales que necesitará cuando empiece a cazar por su cuenta También, madre e hijo parecen más unidos Pero lo más importante es que Tor ha superado su primer cumpleaños

Sus probabilidades de alcanzar la madurez ahora son mucho mayores No tardará mucho en dejar a Ursa Desde ese momento tendrá que luchar para hacerse un hueco entre las filas de los reyes de los osos pardos Igual que los machos que antes lo amedrentaban, él mismo tendrá que luchar para ganarse una posición Probablemente se acordará del horror que Andrei causó en su familia

En los próximos años, tal vez llegue a enfrentarse al gran macho ya envejecido, para vengar las muertes de su hermano y su hermana, y se gane un sitio en el imperio de los grizzlies